Blogia
El Especialista .Desde marzo de 2004.

El día de mañana

El día de mañana Bueno, quizá entre mi entusiasta visión de la película Troya y ahora la crítica que voy a soltar aquí de la superproducción el día de mañana lo mismo empezáis a pensar que tengo atrofiados los gustos cinematográficos. Os pido que me deis el beneficio de la duda y sigáis leyendo.

Vamos a ver, esta película es pura ciencia ficción en el sentido más estricto del término. Aquí no se dan elementos de fantasía, pretende ser una ficción basada en una hipótesis que no es del todo real pero está apoyada en teorías científicas. Pero lo que importa de la película no es eso, lo que importa es el carácter de propaganda positiva que conlleva. El que esto escribe es bastante enemigo de la publicidad pero piensa que la propaganda debe ser utilizada cuando las cosas se salen de madre. Hoy día estamos viviendo profundos cambios en el planeta: destrucción de las reservas de especies marinas por las técnicas agresivas de pesca (unas reservas que constituyen el 50 por ciento de los recursos alimenticios de la humanidad), alteración clara del clima de la Tierra (los únicos que niegan esto son científicos pagados por multinacionales -incluso el ex ministro de medioambiente del gobierno conservador de John Mayor denunció esto en la conferencia de Kyoto-), y la mala gestión del agua potable (algo que hoy ya genera guerras como es el caso de las llamadas Guerras del Agua entre Israel y los países árabes). Esto son solo algunos de los grandes problemas a los que nos enfrentamos.

Yo ni tan siquiera creo que todo esto sea un problema relativo al mundo que vamos a dejar a nuestros hijos, creo que esto es un problema que cada vez más nos va a afectar a nosotros. No olvidemos que la ciencia a día de hoy no puede lanzar ninguna hipótesis completamente efectiva de lo que puede suceder con el clima a medio plazo. Esto quiere decir que el riesgo de catástrofes climáticas masivas es una hipótesis válida.

Por todo ello recomiendo ir a ver la película tanto a los no concienciados como a los concienciados (que seguramente saldrán de la sala aún más concienciados). A propósito, menudo palo le meten al Gobierno de los Estados Unidos aquí. Vamos que ni el Michael Moore, en serio. Os dejo con dos enlaces:

1. Una web bastante rigurosa en temas científicos sobre las hipótesis de cambio climático que se barajan en la película:Tendencias científicas

2. Gente que piensa así: Noticia de Libertad Digital (periódico digital de Jiménez Losantos)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Ramón -

Simplemente, hacerme eco de que el G8, en una especie de arrebato de misericordia o remordimientos, ha lanzado esta propuesta: http://www.mipunto.com/punto_noticias/noticia_medicina.jsp?tipo=MEDICINA&archivo=040608155306.kj2knf8i.txt

Ramón -

Yo no se si nuestro mundo avanza o no hacia un desastre con mayúsculas en lo relativo al medioambiente. No tengo información ni conocimientos como para saber algo así.

Sin embargo, si creo que podemos estar corriendo un peligro de desestabilizar el planeta hasta un punto en el que, sin llegar a no ser habitable, este sea un mundo aún más duro.

Cosas como el aumento de la población deben hacernos reflexionar mucho a gentes que estamos de acuerdo en la hipótesis de partida de que hay que tener cuidado con el desarrollo. Dicho esto, no podemos tampoco, creo yo, censurar cualquier propuesta industrial. Me refiero a cosas como la de la investigación con transgénicos. Lo de los cultivos ecológicos y las tiendas en las que esos cultivos se venden no cabe duda que están muy bien pero, seamos sinceros, estos son artículos un poco de gourmet. Están muy bien para las gentes del primer mundo que después de destruir la agricultura ahora nos da por volver a lo "auténtico". Pero lo cierto es que es posible que sin la agricultura transgénica no se pueda atajar el hambre del tercer mundo. Yo no afirmo esto, ojo, pues no soy un experto pero creo que tenemos que tener un poco de cuidado de no cerrar puertas al desarrollo a países que, hoy por hoy, apenas pueden pensar en el medioambiente cuando su población está muriendo de hambre. Sólo llamo a una cierta reflexión pues cierto ecologismo tiene un toque postmoderno y abstracto que no conviene a nadie.

Un saludo.

Carl Sagan -

Vivimos en una sociedad profundamente dependiente de la ciencia y la tecnología y en la que nadie sabe nada de estos temas. Es una fórmula segura para el desastre. 1991.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres