Blogia

El Especialista .Desde marzo de 2004.

Mentiroso

Mentiroso

Este especialista conoce más que bien las tierras que teologalmente domina Monseñor Antonio Algora, obispo de Ciudad Real. Como entre otras cosas este especialista es conocedor de ciertos asuntos que se cuecen por esas tierras, como es el caso del triste panorama mediático provincial hacia el que monseñor dirige parte de sus lamentos, he decidido que hay que enmendar las mentiras que el señor obispo vuelca en cierto periódico de cuyo nombre no quiero acordarme.

Cuenta la edición digital de El País hoy que monseñor ha comparado en una entrevista a Zapatero con Calígula por impulsar el matrimonio gay. Es de suponer que monseñor lo mismo no contaba que el demonio de Prisa se hiciera eco de esta noticia transmitida a los feligreses y a los no feligreses en un periódico de provincias ¿o quizá si? Nunca hay que fiarse de estos curas, están muy leídos.

Monseñor suelta a modo de sermón, los curas rara vez son capaces de dar una mera opinion, que “si Zapatero vuelve a ser el Calígula de la época del siglo II, allá él. Sin duda alguna, la gente tendrá que aprender quién era Calígula y las costumbres que impuso en Roma, así de sencillo”. Puestos a aprender quien es quien hay que recordarle a monseñor que comparar al Presidente del Gobierno de España con un sanguinario hombre que llegó al poder a través del asesinato es un insulto mayúsculo no solo hacia el propio Presidente sino hacia, y esto es lo verdaderamente grave, la voluntad popular expresada en las urnas, un insulto al pueblo español a través del insulto a su máximo representante por parte de alguien que pertenece a una institución alienante y no democrática. Pero monseñor no cesa aquí sus disparos contra todo lo que se mueve, que va.

Lo siguiente que es objeto del enfado de monseñor son los medios de comunicación: "este medio de comunicación [en referencia a TVE] guarda mucho silencio sobre la realidad española y, en general todo el ’grupo Polanco’, donde la Iglesia no existe, como tampoco existe en nuestros medios de comunicación provinciales". Sobre lo de TVE lo cierto es que el PP tiene mal acostumbrada a la iglesia, como demostró la vergonzosa retransmisión en directo, de horas de duración con todo el despligue de medios posible, que realizó Telemadrid cuando la manifestación de esa entelequia del PP que es el Foro de la Familia. Esto por no hablar de ese caso de estudio de periodismo goebbeliano que fueron las 72 horas de gloria de Alfredo Urdaci entre el 11m y el 14m. Sobre el vacío que al parecer le hacen los medios de comunicación locales clama al cielo que monseñor pueda tener quejas de esto. Sin ir más lejos el medio al que concede la entrevista manda a sus muy malpagados, y forzosamente sumisos, periodistas a cubrir hasta las procesiones de barrio y nunca le falta su buena página a monseñor para perdonar la vida cuando hay que publicar un especial de feria y fiestas o lo que se tercie. Imagino, que monseñor lo mismo añora aquellos días en los que los periodistas del movimiento besaban el anillo a los obispos.

Si los feligreses y miembros de la iglesia católica, empezando por los de la dioceses de Ciudad Real, no rechazan insultos de este tipo lo cierto es que el estado debe tomar cada vez más en consideración sus vínculos con la iglesia católica. No se puede continuar financiando a un nido de provocadores antisistema sean del credo que sean y de la ideología que sean.


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Arne Jacobsen

Arne Jacobsen

Ahora que Dinamarca está tristemente de moda por ser pasto del fuego, de nada le ha servido estar entre los países más democraticos del mundo y que más esfuerzos ha realizado por la paz mundial, se merece algún que otro homenaje. Por ejemplo reivindicando, como cierto lector apuntaba hoy en este página, a uno de sus creadores más geniales: Arne Jacobsen.

Pues eso

Pues eso

John the revelator

John the revelator

Es extraño que lo moderno pueda ser atemporal y no coyuntural pero en verdad existe una modernidad que es así, que es oscura, que no pasa de moda porque no es moda pero es modernidad, que es masiva y underground, camaleónica pero no demasiado. No me refiero a los trajes de corte recto y tela oscura, no.

Hay nuevos colegas por el barrio

Hay nuevos colegas por el barrio

Fe

Fe

fe1.
(Del lat. fides).
1. f. En la religión católica, primera de las tres virtudes teologales, asentimiento a la revelación de Dios, propuesta por la Iglesia.
2. f. Conjunto de creencias de una religión.
3. f. Conjunto de creencias de alguien, de un grupo o de una multitud de personas.
4. f. Confianza, buen concepto que se tiene de alguien o de algo. Tener fe en el médico.
5. f. Creencia que se da a algo por la autoridad de quien lo dice o por la fama pública.
6. f. Palabra que se da o promesa que se hace a alguien con cierta solemnidad o publicidad.
7. f. Seguridad, aseveración de que algo es cierto. El escribano da fe.
8. f. Documento que certifica la verdad de algo. Fe de soltería, de bautismo.
9. f. fidelidad (ǁ lealtad). Guardar la fe conyugal.

Destripando a eXisTenZ

Destripando a eXisTenZ

En el penúltimo mensaje de esta página, "Lo han dicho en el telediario", hablaba de como nos estamos tirando unos meses de hibernar frente a la tele que no veas. Lo que reflejaba en ese mensaje es una opinión que hoy me encuentro con la sorpresa de que se constata objetivamente. Resulta que leo esto en El Mundo: "Enero acaba de cerrar con una media de consumo televisivo por persona y día de 244 minutos (cuatro horas y cuatro minutos), la cifra más alta alcanzada en la historia de nuestra televisión, según el análisis realizado por la consultora especializada Barlovento Comunicación. Los datos del primer mes de 2006 sobrepasan el registro de diciembre en 12 minutos y en tres el de enero de 2005". Ahí es nada, monada.

Estos son datos de intrahistoria económica y explican cosas como las consecuencias que tiene el repunte de los tipos de interés de las hipotecas por el encarecimiento del precio del dinero. Ya lo advertía en plan aguafiestas Rato desde su lejano despacho del FMI, ojo con las hipotecas. Sin duda, nos encontramos en un momento en el que está cambiando a marchas forzadas lo que entendemos por lujo. Además de la vivienda, un producto básico que tiende a convertirse en producto de lujo, ciertos productos como la electrónica de consumo amenazan con un repunte en su precio que los acerque de nuevo a la categoría de objetos de lujo en la que en un determinado momento estuvieron. No hay que olvidar que hasta hace 15 años cualquier equipo audiovisual debía de adquirirse en tiendas especializadas y hoy puede ser comprado en un super de barrio.

Estamos asistiendo a un crecimiento desmesurado del ocio basado en el silicio, de hecho en las navidades pasadas lo que más se regaló en España fue electrónica de consumo. Este 2006 será el año en el que los ordenadores van a abandonar las mesas de trabajo y se van a instalar definitivamente al lado del televisor. Todo ello obedece a dos fuerzas: por una parte el tirón de la demanda motivado por el encarecimiento de otras productos de cultura y ocio y por otra parte las estrategias de los grandes productores de contenidos audiovisuales y de sistemas de gestión y reproducción de los mismos. Respecto a la segunda de estas fuerzas el ejemplo más claro lo constituye la estrategia de Microsoft para los próximos años.

La idea es que Windows comience a entrar en la órbita del mando a distancia y abandone la del ratón, al menos en parte. Prueba de ello es el esfuerzo que están haciendo con su consola Xbox 360, un sistema de ocio digital en el que los juegos sólo son una parte del pastel, y el sistema operativo Windows Media Center, un Windows diseñado para convertir al ordenador en un sistema de gestión de contenidos audiovisuales que se maneja a golpe de mando a distancia. Esta estrategia de Microsoft ha provocado que aparezcan en el mercado toda suerte de ordenadores dotados de Windows Media Center destinados a desbancar al reproductor DVD del sitio que hasta ahora ocupaba. La tendencia es poner junto al televisor ordenadores que permitan acceder a internet y a todos los contenidos audiovisuales que el cuerpo sea capaz de aguantar, sea cual sea el soporte o el canal comunicativo por el que circulen estos, el ordenador los interpretará todos. Apple por una vez ha copiado a Microsoft y se ha apuntado al carro de los media center incorporando la tecnología Front Row a sus nuevos Imacs, que consiste básicamente en poder manejar el Mac mediante un mando a distancia. Además, la rumorología dice que la empresa de la manzana amaga con lanzar un minúsculo, pero potente, Mac Mini Media Center que no va a desentonar nada al lado de las televisiones de plasma ¿un Ipod para el salón? La guerra por las tecnologías que van a implantarse al lado del televisor, o en su inteior, está servida y poco tiene que ver con aquella guerra del Beta contra el VHS, esto es mucho más fuerte.

El lujo de vagabundear

Rem Koolhaas explicaba hace unos años en una entrevista que resguardarse del frío o del calor sentándose bajo el techo de un espacio público en las grandes ciudades iba a ser un asunto cada vez más caro. Parece que no iba mal encaminado pues cada vez hay que hacer un esfuerzo mayor para que el momento de repostar en nuestros paseos urbanos no nos salga por un ojo de la cara. Si nos hemos percatado de que nuestro bolsillo después de varias horas en la calle se parece cada vez más al del increíble hombre menguante es posible que lleguemos a esta conclusión: tomo menos el fresco y a cambio me atrinchero con toda suerte de trastos bajo mi techo hipotecado. Según esta ecuación ahorras y además obtienes algo material, cachivaches de alta tecnología "que son tuyos”. En todo esto hay algo de urraca que guarda todo lo que brilla en su nido, que es suyo a medias. Sólo hay que fijarse como cada vez son más golosas, más brillantes, las cajas de lo impalpable: películas, discos, videojuegos... No hay que dejarse engañar, por mucho que la X y la P del Windows XP provengan del término eXPerienced la verdad sigue estando en la calle y no en el salón de casa y las mejores “vistas” siempre nos las dará un paisaje y no el próximo “Windows Vista” (en serio, Microsoft lo llama así).

No es de extrañar que con este panorama las empresas que se dedican a producir productos de ocio digital, bien sean contenidos o sistemas de gestión de estos contenidos, nos vayan a clavar de un tiempo a esta parte los colmillos con toda suerte de joyas tecnológicas bonitas y, aunque no lo parezca, cada vez más caras. El truco es el de siempre: crear nuevas necesidades. Hasta la fecha un sistema sencillo pero suficiente para un hogar con el que poder ver películas, jugar y escuchar música consiste en una tele de tubo de unas 20 pulgadas con unos altavoces de marca blanca y una PS2 con la que jugar, ver vídeo en DVD y escuchar música en CD y Mp3. Este sistema viene a costar unos 200 euros si hacemos unos cuantos malabarismos y no nos importa comprar aparatos de marca blanca. A partir de ahora el desembolso se dispara con la imposición de la televisión digital y el vídeo de alta definición. Hablo de imposición porque a partir del año 2010 el gobierno ha decretado el apagón analógico en televisión, lo que hará inservible cualquier televisión actual que no sea adaptada a la televisión digital, y porque para esa fecha, o incluso mucho antes, dejarán de venderse películas en el actual formato de DVD. Por ello, un sistema básico para hacer todo lo que se ha dicho antes dentro de muy poco tiempo precisará de una televisión TFT, la tecnología de tubo de imagen está a punto de desaparecer del mercado, que admita emisiones de televisión digital y con calidad de imagen suficiente para recibir emisiones de alta definición; unos altavoces sencillitos y una PS3 (la Xbox 360 no reproduce DVD de alta definición). Este equipo, cuando los precios se estabilicen, rondará en el mejor de los casos los 600 euros. Pues eso, por seguir teniendo lo mismo pagaremos el triple y aunque ciertamente la calidad de los aparatos será superior lo cierto es que nadie nos pregunta si queremos más calidad de imagen y sonido a nuestro alrededor, y sobre todo, si la queremos a ese precio.

Visto lo visto, y ahora que el Gobierno anda en proceso de clandestinizar el tabaco, con el consiguiente aumento de la recaudación de impuestos que la cosa conlleva, y que el estatut se va encauzando según los almendros empiezan a florecer alguien podría poner sobre la mesa del Consejo de Ministros el asunto de legalizar las drogas blandas. A lo mejor si empezaran a vender cigarrillos de otra cosa que no sea tabaco en los estancos la cesta de la compra en el apartado de productos de evasión mejoraba los índices de inflación, las arcas de la sanidad pública y hasta el siniestro índice de productividad de esta economía de gente cansada. Desengancharse un poco de eXisTenZ a base de alucinar con un poco de hierba recuperando los viejos vinilos puede ser mejor negocio de lo que se piensa.

No se debe matar a un ruiseñor

No se debe matar a un ruiseñor

Ver "Matar a un ruiseñor" hoy es más que ver una película, es todo un ejercicio espiritual para sanear el alma en este mundo veloz en el que los peajes de los atajos se pagan con la inocencia, un precio extremadamente caro...

Lo han dicho en el telediario

Lo han dicho en el telediario

Es impresionante el poder de los medios de comunicación en invierno, cuando todos nos guarecemos en nuestras cuevas del frío es entonces cuando los media aprovechan para aumentar su presión sobre nosotros y ponernos la cabeza como un bombo.

Las conversaciones, a falta de emociones más fuertes, se contagían de ese virus invernal que es la muletilla “lo han dicho en el telediario”. La vida se organiza en torno a maquinas de café y al gobierno no se le ocurre nada mejor que prohibir que se fume en los centros de trabajo en pleno invierno. Hombre, podían haber esperado a la primavera, así más de uno quizá se hubiese desenganchado para el próximo invierno. Esto parece una condena: Fumas y encima pillas la gripe por el frío de la calle.

¿Te has enterado de lo del tio ese del motor de agua? Lo han dicho en el telediario. Por Dios, me dan ganas de escuchar sin parar “California dreaming” y “Here comes the sun”. A propósito, no es mala idea para esta hibernación cogerse las versiones extendidas del Señor de los anillos y verlas arropadito un fin de semana. Un poco de magia no viene mal para apagar la prosa de los telediarios.

Tras la pista del Israel simbólico: Munich

Tras la pista del Israel simbólico: Munich

En un panorama mediatico basado en la preponderancia del modelo del infoentretenimiento se hace vital, sobre todo el caso de hechos informativos de alta complejidad, que aparezcan documentos como la película Munich. Lo paradójico es que sea precisamente un trabajo cinematográfico el que de algo de luz sobre ese laberinto que se ha venido a denominar “conflicto palestino-israelí”.

Este conflicto, que lleva décadas ocupando páginas de prensa y minutos en radio y televisión como si de un interminable partido de fútbol se tratase, es difícilmente comprensible si no nos movemos entre sus personajes a su misma altura. Precisamente ese es el punto fuerte de Munich: Hablarnos de ese conflicto mirando cara a cara a sus protagonistas, introduciéndonos en sus vidas. Las noticias del día a día en un tema tan enquistado no solo no nos dan poca información sino que en la mayoría de las ocasiones lo único que hacen es desinformar, confundir. Las noticias sobre lo que sucede en Israel y Palestina apenas sirven de nada si no conocemos ciertos factores intrahistóricos que las contextualicen. Uno de los logros de Munich es hablar sin ambages de lo que el Mossad supone para Israel.

El estado dentro del estado

El Mossad no son solo los servicios de inteligencia de un determinado país. Lo que entendemos por servicio de inteligencia a nivel internacional no puede ser aplicado para el caso concreto del Mossad. Esta organización es un estado dentro de otro estado. Este hecho viene dado porque Israel es uno de los países más peculiares del mundo, hay que entender que no es un estado al uso.

Israel debe ser entendido como un estado de doble filo. Por una parte Israel es un microestado en cuanto a la mayoría de sus indicadores socieconómicos. Sin embargo, Israel también es una suerte de enorme peñón de Gibraltar en oriente medio. No sólo por su valor estratégico para el atlantismo frente al mundo árabe sino porque Israel, como se deja caer en Munich, supone para muchos una avanzadilla de la civilización, o de cierta civilización, enmedio del desierto.

Los que así entienden a Israel lo hacen no sólo por lo que supone como estado que se rige, al menos a nivel interno, por un modelo político occidental. De hecho no hay que olvidar que aunque Israel es un estado creado por judíos es estructuralmente un estado laico, algo que no sucede en el caso de varios de sus vecinos. Evidentemente, Israel es también un país que vive en estado de excepción desde su creación, en este sentido su caso es comparable al de Corea del Sur. Es por ello, que un estado que circula por un camino tan lleno de obstáculos cuenta con un “estado fantasma de repuesto”, el Mossad, para poder seguir su marcha en la historia.

Israel y Palestina, estados simbólicos

Por otra parte, a nivel internacional Israel es un estado simbólico. En este sentido es hermano precisamente de su principal preocupación: Palestina. La maldición, si lo queremos llamar así, de ambos países es que son una suerte de jugadores hacia los que el mundo entero dirige sus apuestas. Israel supone para occidente lo que en tiempos supuso Jerusalén para el mundo cristiano: un bastión que de caer haría temblar a occidente entero. La importancia, por tanto, de que Israel se mantenga sólido es vital y es en este sentido es en el que debe de entenderse la tozudez estadounidense para con ese país. El caso de Palestina es mucho más trágico.

Palestina es como Israel un estado simbólico con el que el mundo árabe experimenta sin el menor reparo su capacidad operativa a nivel internacional. El problema de Palestina frente a Israel es que apenas si han existido escrúpulos para lanzar a la población palestina, como avanzadilla del mundo árabe que es en la zona, a toda suerte de situaciones temerarias. A los países árabes no les ha temblado el pulso a la hora de retar a Israel y a occidente utilizando al pueblo palestino. Si observamos las guerras entre los países árabes e Israel pronto vemos como esas derrotas han tenido muchas menos consecuencias para los países que lanzaron la ofensiva que para los propios palestinos.

Cuando, por ejemplo, Irán lanza a Hezbollah contra Israel pocas consecuencias tiene eso en Teheran pero muchas sobre Palestina y los campos de refugiados. Desde ese punto de vista es fácil lanzar gritos contra la destrucción de Israel. Precisamente, todo parece apuntar a que en la agenda del 2006 Estados Unidos, Israel y en menor medida Europa van a lanzar claros mensajes a Irán para que sus acciones le salgan algo más caras. Reflexionando pues sobre ese hermanamiento de Israel y Palestina como estados simbólicos quizá la solución para que estos estados fuesen simplemente eso, estados, pasa por olvidarnos un poco de ellos. Por no presionarles con nuestras simpatías o antipatías, generalmente caprichosas, para que tengan que demostrar nada, quizá entonces simplemente “serían” sin verse obligados a la brutalidad del “parecer”.

El yihaidismo como mitología

El yihaidismo como mitología

Toda generación desea su propia mitología. La última que tuvo lugar en occidente fue el mayo del 68, cuyos ecos a nivel local llegaron a la España de la transición. Las mitologías activan el pulso de una generación y quizá eso es lo que pretenden hoy esos grupos de jóvenes marginados franceses que retan al estado quemando coches y sembrando el temor en la población: Desean activar el pulso de su generación. Esos jóvenes, desamparados en cuanto a ideología, buscan tener algo más que un plato de comida en la mesa, desean unas señas de identidad, un gran relato que puedan contar a sus hijos. Hoy la única gran mitología internacional en marcha es el yihaidismo.

Este no tiene a occidente como protagonista sino sólo como actor secundario, algo más o menos novedoso hablando de mitologías. El yihaidismo, como toda mitología generacional que se precie de serlo, provoca reacciones ante el grupo contra el que se revuelve. Occidente, nos guste o no, está encerrado hoy en un rol defensivo. Las ofensivas de los halcones occidentales tras el 11 de septiembre de 2001 tienen su punto flaco precisamente en que no son tal, son un movimiento defensivo. La defensa de una gran bestia contra un enjambre de abejas que no cesan de clavar sus aguijones en el lomo del gran animal.

El yihadismo, que ayer tomó un giro histórico con la victoria del grupo religioso Hamas en las elecciones Palestinas (poniendo fin a una hegemonía, que duraba décadas, de las fuerzas laicas de Al Fatah), surgió en gran medida por un descontento generacional en la rica Arabia Saudí. Ese descontento nada tiene que ver con las necesidades materiales que en occidente animaron a las distintas mitologías surgidas del socialismo. El yihaidismo es fruto de una generación de saudíes amparados por un modelo de vida que es posible gracias a las importantes rentas del petroleo. Hay que entender que los dolares del petroleo cubrieron y cubren holgadamente las necesidades de los saudíes. Cuando Ben Laden ofrece sus tropas yihaidistas al Rey Fath a comienzos de los años 90 para defender el país tras la invasión de Kwait por las tropas “socialistas” iraquíes no está haciendo ni más ni menos que intentar emular a las generaciones anteriores de saudíes: Las guerreras tribus del desierto de Arabia.

Estas pusieron en marcha el estado saudí ayudadas por el “milagro” del oro negro que se oculta bajo las arenas del desierto de Arabia. Esas tribus levantaron un estado orgulloso y desde entonces el territorio donde se encuentra el centro espiritual del islam, la Meca, volvió a encontrarse, tras siglos de decadencia, en una posición de fuerza frente a “los cruzados”; algo que quedó potente en la crisis del petroleo de 1973 tras la guerra del Yom Kippur. Hay que entender por una parte que los hijos de aquellos que construyeron el estado saudí son una clase educada en el orgullo del islam a la que se les ha encomendado gestionar el legado de sus padres, una labor poco apasionante en un país en el que abundan los licenciados en teología del islam. A ello se suma que Arabia Saudí es en gran medida un oasis de riqueza enmedio de un empobrecido y ultrajado grupo de países que tienen el islam como base cultural. Una situación que provoca un paternalismo algo cínico en los saudíes.

Por ejemplo, estos sobre el papel apoyan la lucha de los palestinos y por otra parte reniegan del histórico carácter laico del movimiento de liberación palestino. No en vano el ofrecimiento del ex saudí Ben Laden al Rey Fath estaba avalado por la lucha que los yihaidistas habían mantenido en un país sumamente pobre como es Afganistan contra los “ateos” soviéticos. Hoy, el yihadismo es la historia del triunfo de una traición. Cuando el Rey Fath rechaza la ayuda de Ben Laden y abraza la ayuda de su principal cliente, Estados Unidos, este se convierte en una suerte de Lope de Aguirre que se desliga de la poderosa corona saudí para seguir su propio camino.

Ben Laden activó una bomba de relojería que se había estado gestando durante décadas de dominio occidental sobre los territorios dominados por el Islam, y que en parte había sido alimentada por la postura pasiva de los padres de la actual Arabia. Una parte importante de la empobrecida juventud musulmana de oriente medio y el mediterráneo estaba a la espera de una señal clara, de un hipotético camino que se erigiese como una meta nítida tras la agonía de los movimientos de liberación árabes y del panarabismo; cuyos últimos iconos, Arafat y Sadam Husseim, han sido barridos del mapa político. Ben Laden el 11 de septiembre de 2001 proporcionó esa meta y es en esa lógica en la que cabe entender el triunfo abrumador de Hamas en las elecciones palestinas, que no es sino el símbolo más nítido hasta la fecha del auge de los movimientos radicales islámicos en todo el mundo musulmán. El yihadismo como mitología no admite medias tintas. El fuego ha alcanzado a la gasoline, el incendio va a más y amenaza con ser incontrolado. Sólo cabe esperar que el combustible comience poco a poco a consumirse. No hay tiempo ya para mirar hacia otro lado.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Mujer

Mujer

Dos figuras en un paisaje

Dos figuras en un paisaje

Pienso que un sueno parecido
No valvera mas
Y me pintaba las manos y la cara de azul
Y d'improviso el viento rapido me llevo
Y me hizo volar en el cielo infinito

Volare oh oh
Cantare oh oh oh oh
Nel blu dipinto di blu
felice di stare lassu

no.es

no.es

No, nanai, naranjas, nones, quia, ca.

La tragedia del principe de...

La tragedia del principe de...

Los tiempos están desquiciados, ¡ah condenada desgracia haber nacido yo para enderezarlos!


Hamlet.

La aventura equinoccial de Lope de Aguirre

La aventura equinoccial de Lope de Aguirre

Un mancebo de pocos años de los de la isla quiso salir en defensa de la mujer diciendo que nunca hablaba con el soldado fugitivo y Lope de Aguirre dispuso que le raparan la poca barba que tenía mojándola con orines, y como un soldado ya maduro dijera que aquella mujer era de Ciudad Real, lo mismo que él, y que estaba enferma de la mente, porque tenía miedo de dormir pensando que mientras dormía irían las otras mujeres a cortale el cabello, Lope de Aguirre dijo: -Y bien podría ser que se lo cortaran, pero además si es vuesa merced de Ciudad Real como ella bueno será que le rapen las barbas y que ella lo vea antes de ser colgada, que ahora me acuerdo que vuesa merced llegó un día tarde con el escuadrón.

Hacia nuevos horizontes

Hacia nuevos horizontes

Si el tiempo lo permite hoy será lanzada desde Florida la nave "New Horizons", destino: Plutón y más allá... Esta nave tiene como objetivo llegar al último planeta sin explorar del sistema solar, investigarlo (junto a su satélite Caronte) y luego lanzarse hacia la zona más desconocida de nuestro sistema solar: El cinturón de Kuiper, donde entre otras cosas hay oscuros planetoides casi del tamaño de Plutón como Sedna (descubierto el año pasado, esta bitácora dio noticia de ello) y donde el Sol sólo es una estrella muy brillante. La nave va a ser la más rápida de todas las que ha enviado el hombre a surcar el espacio, irá tan rápido que alcanzará la Luna en nueve horas pero Plutón está tan lejos que no llegará allí hasta dentro de nueve años, en el 2015.

Lo mejor de esta misión es que me recuerda a aquellas exploraciones en las que los españoles atravesábamos el Amazonas en busca del Dorado (aunque en verdad se iba tras el misterio). Por otra parte, New Horizons Trasciende los tiempos a los que estamos acostumbrados hoy en la Tierra, pues se rige por un tiempo parecido al que se dedicaba a construir algunas catedrales en el pasado. Sin embargo, a diferencia de lo que pasó con la desaparecida expedición en la que el vascongado Lope de Aguirre se sublevó contra el Rey de castilla camino del Dorado, algo que a propósito me recuerda a ciertos asuntos del presente, podremos saber en todo momento donde anda la New Horizons. La NASA tiene habilitado un espacio en internet para ello.



Lalata en Arco 2006

Lalata en Arco 2006

Un 23 de febrero de hace cinco años Manuela Martínez y Carmen G. Palacios, artistas y profesoras de artes plásticas, realizaron el número cero de la revista objeto Lalata. Aquel primer número experimental sólo tenía dos colaboradoras: Ellas mismas. Hoy, cuando el número nueve se presenta en la Feria de Arte Contemporáneo Arco 2006 son ya más de cien las personas que han participado en este proyecto editorial sin palabras.

Es paradójico que el número nueve de Lalata se presente en Arco en el apartado La palabra impresa. Ciertamente Lalata es un proyecto en el que se dan un buen número de características propias de cualquier publicación, a saber: Tiene una tirada concreta, se produce en serie (aunque artesanalmente), dispone de un grupo de colaboradores que crean sus contenidos y de un equipo de coordinación (Manuela Martínez y Carmen G. Palacios) que además se encargan de la producción final (etiquetado y enlatado -en la empresa conservera Polgri de Albacete-) y, finalmente, dispone de unos canales de distribución (galerías de arte, ferias, correo, etcétera).

Sin embargo, hay otras características que alejan a Lalata de lo que comúnmente entendemos como una publicación. La primera de ellas es que sus autoras ponen como requisito para participar que las colaboraciones han de ser objetos completamente tridimensionales.

El prototipo

Otra característica, consecuencia de la anterior, es que los colaboradores han de comprometerse a que una vez realizado un prototipo del objeto, conforme al tema propuesto en cada número, han de realizar artesanalmente tantas copias del objeto como «ejemplares» vayan a producirse del número en cuestión (entre 100 y 300), algo que en el mundo del papel equivaldría a una situación similar a la de los antiguos escribas, pues los redactores deberían copiar tantas veces el artículo como ejemplares de la publicación se difundiesen.

Estas limitaciones autoimpuestas recuerdan en cierta forma a los proyectos literarios del «ouvroir de littérature potentielle» (Oulipo, taller de literatura potencial, cuyo miembro más destacado fue el francés George Perec). El fruto de estas limitaciones viene a ser que Lalata es una revista de acción pues en vez de «hablar de» arte «es» arte en sí misma, algo que puede decirse tanto de su continente como de su contenido.

Sus páginas invisibles albergan poesías visuales que siguen la estela de Chema Madoz o Joan Brossa, poesías que sólo el poseedor de uno de los ejemplares es dueño de liberar o dejar descansar en la oscuridad a la manera de las famosas «cápsulas de tiempo» de Warhol.

En el concepto de Lalata también están presentes las teorías sobre el arte miniaturizado de Duchamp (que de 1936 a 1941 se dedicó a construir 300 copias de su Boite en Valise, una especie de pequeño maletín transportable en la que incluía reproducciones y réplicas en miniatura de sus obras: un museo transportable) o el heterodoxo concepto sobre el arte portátil que Enrique Vila-Matas plasma en su Breve historia de la literatura portátil.

En Arco 2006, Lalata visitará la feria por segunda vez, habiendo estado presente ya en diversas ediciones de la feria Estampa, en la Fundación Antonio Pérez (Cuenca), y en diversas galerías de arte. El tema de Lalata número nueve es Me tienes en el bote y, como en números anteriores, los que adquieran una lo harán con la garantía de obtener una colección de arte en miniatura, de tirada limitada y producida artesanalmente.

Artículo en La Verdad de Albacete
Web (provisional) de Lalata

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

La merienda

La merienda

Se ha perdido un poco lo de merenda aunque, vaya, no hay que lamentarse; es un hábito fácilmente recuperable. Yo ayer me comí mi bocadillo de la tarde poniendo TVE a la hora del programa "vamos a cocinar con José Andrés". Menudo tipo este, eclipsa totalmente a Arguiñano y a otros sosos con mandil de las televisiones regionales. El programa, a ritmo de jazz fusión, y él son acción pura y dura. El tipo te hace unas alcochofas con almejas y jamón, a este lo de la nouvelle cousine le ha pasado de largo, en un plis plas. Da gusto merendar así.

La agenda oculta de Iraq

La agenda oculta de Iraq

Durante el primer año de la ocupación de Iraq por Estados Unidos las riendas del país estuvieron en manos de Paul Bremer, el embajador de Estados Unidos; un cargo insólito teniendo en cuenta que presidía el país donde se encontraba su embajada. Si alguien no cae en quien es Bremer seguro que se le refrescará la memoria si recuerda las imágenes de televisión de un tipo comenzando el comunicado sobre la detención de Saddam Hussein con estas palabras: “Lo tenemos”. Bremer acaba de publicar un libro, “My year in Iraq”, sobre aquel año. En él denuncia la actitud de las tropas españolas durante la “rebelión” de las fuerzas leales al clérigo chií Muqtada al Sadr en Nayaf.

La ciudad de Nayaf, que estaba bajo mando español, pasó varios meses en relativa calma en el agitado mapa de Iraq. Sin embargo la violencia se precipitó cuando tropas estadounidenses detuvieron en esa ciudad al número dos del grupo de Muqtada al Sadr, debido a la acusación que pesaba sobre este de que sus milicias habían matado a un soldado estadounidense. Es entonces cuando una multitud se lanza contra el cuartel de las tropas españolas, a las que la población acusaba de la detención.

Los españoles para intentar frenar la violencia difundieron un comunicado, calificado por Bremer como “idiota” en su libro, explicando que el destacamento español no era responsable del arrestó. A partir de ahí los hechos se precipitan: Intervienen las tropas americanas que intentan detener a Sadr, el cual se encuentra en Nayaf, y solicitan la ayuda de las tropas españolas para esta misión. El comandante español en Nayaf se niega alegando que las tropas están en el país en mision humanitaria y el arresto de al Sadr no forma parte de sus funciones, un hecho que Bremer califica en My year in Iraq de “indignante”.

La foto

En verdad entiendo el enfado de Paul Bremer ante la actitud de las tropas españolas cuando estas intentaban mantener alguna apariencia de legalidad en un asunto tan oscuro como la ocupación de Iraq. Sencillamente, alguien del Gobierno estadounidense debería haber explicado al Gobierno español, y este a su vez al ejército, que eso de la intervención legal era sólo un caramelo dirigido a la opinion pública internacional y que aquello era una invasión pura y dura.

Bremer, un funcionario sin legitimidad en una operación sin legitimidad, entiende su papel. Asumiendo su rol no entiende que las tropas españolas trabajen creyendo la mentira que justifica que estén en Iraq. La imagen que acampaña a este mensaje es ilustrativa de ese hecho: Cuando veía a Bremer pasear por Iraq en los telediarios siempre me llamó la atención como combinaba las botas de campaña con la corbata. La realidad de ese atuendo eran las botas, no el traje, pero algunos no quisieron darse cuenta y por ahí siguen.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres